Actualidad de Impacto Coatzacoalcos

Día de muertos, reactivar economía

Virginia Mejía Martínez/IIS

Coatzacoalcos Ver.-

En nuestro país los días de muertos no se conmemoran, son una celebración.
Y por lo tanto una fiesta llena de color, flores, música pero sobre todo comida y bebida.
Cualquiera que sea su tamaño, los altares de muerto se ubican en un lugar destacado de la casa y ahí, el aroma del copal se mezcla con el color del papel picado, que compite con la belleza de las flores.
Lo mismo en platos desechables o cazuelas de barro, los alimentos hacen su presencia: mole, tamales antojitos, todo lo que a nuestros difuntos les gustaba saborear en vida.
Las bebidas también son parte esencial, desde el vaso de agua hasta el mezcal, pasando por la cerveza, el tequila, el refresco o el agua de la fruta favorita, del ser amado al que recordamos.
Para llegar a este propósito, con anticipación los mercados, supertiendas y otros comercios, se recorren por parte de las familias que cada año colocan el altar de muertos.
Uno de los mercados más visitados es el Morelos, hasta dónde llegó Doña Carmen para comprar todo lo necesario y preparar sus tradicionales tamales de chipil y de frijol, qué desde hace 20 años prepara para su altar.
En el morral lleva veladoras, pan, papel picado y algunas flores pero se para a comprar la hoja, el chipil, la manteca y el chicharrón para los tamalitos.
En uno de estos puestos sobre la calle Juárez, le ofrecieron el paquete tamalero, qué incluye la hoja, masa y la manteca, además del chipilín y el chicharrón.
Según dice Trinidad, la vendedora en este puesto, hay paquetes de 13 hojas por 50 pesos y otros que son más económicos de 25 y 30 pesos.
Además que las hojas pueden ser de maíz o de plátano, de acuerdo al gusto y necesidad del cliente.
También venden manteca de 35 pesos el litro y 17.50 el medio litro, así como mazos de chipilín para los tamales.
De la venta dice que está más baja que el año pasado, aunque esperan que estos dos últimos días mejore y puedan recuperarse.
Por su parte Doña Petrona López Morales, es una mujer de San Blas Atempa Oaxaca, que llegó Coatzacoalcos a los 14 años de edad y que actualmente a los 75, sigue vendiendo sus dulces tradicionales en uno de los accesos del mercado Morelos.
Podemos encontrar torrejas, empanadas de manjar, dulce de calabaza, papaya, tejocote y coyol de camote y tortitas de coco, dulces con piña así como los tradicionales curtidos de ciruela nanche y mango.
De lo que más vende dice que es el dulce de calabaza y de papaya, así como el tejocote y coyol y acompañada de su hija y de su nuera ofrece además las tradicionales calaveritas de dulce de distintos tamaños y sabores.
En la zona del arriate sobre la avenida Pedro Moreno, se instalan los vendedores de flores que este año trajeron como ya es tradicional, su producto del estado de Puebla.
Una de las vendedoras ofrece ramos en 20 pesos de cempasúchil, crisalia, nube y cresta de gallo o moco de pavo, como también se le conoce a la aterciopelada flor roja.
Venderán hasta el martes 2 de noviembre y esperan que sea un día fuerte, ya que las ventas son más bajas que en otros años y también les afecta el calor que maltrata las flores.
Pero estas flores maltratadas no se van a la basura, pues Ali la hija de la vendedora, detectó una oportunidad de negocio: recoger todas las flores para venderlas ya deshojadas.
Con mentalidad emprendedora, la nena que no rebasa los 8 años dice que con estas flores deshojadas que vende a cinco pesos la bolsa las amas de casa se ahorran tiempo y esfuerzo.
Así que Ali, vende ya deshojado el «Zenpasuchi» como le llama, para colocar el camino, formar Las cruces o simplemente adornar los altares.
En los panteones la gente
llegó desde temprano, pues el acceso se limitó debido a la pandemia pero no se impide el acceso como el año anterior.
Sara Hernández coronel quién perdió su esposo hace 9 meses, llegó a visitarlo al Panteón Jardín y recuerda qué las anteriores visitas siempre ha encontrado el panteón abierto.
«Desde que yo vengo, me he encontrado a la gente barriendo, limpiando, recogiendo la basura, para tener esas instalaciones limpias» señala.
Comparte que su esposo murió un día primero, por eso acudió al cumplirse los primeros nueve meses de su fallecimiento para limpiar la tumba y destaca que los trabajadores del camposanto siempre han sido muy amables con ella.
En este panteón comer todos se les reitera a los visitantes que guarden las medidas de protección cómo usar cubrebocas, mantener la sana distancia y de ser posible el uso de repelente.
Todo esto para disminuir la posibilidad de contagio en Coatzacoalcos, que se encuentra actualmente el semáforo epidemiológico amarillo.

Deja un comentario

error: Todos los materiales publicados en este sitio están protegidos por las leyes de propiedad intelectual de México, lo cual no permite que los textos informativos, imágenes, material en audios o videos y logotipos que tienen Título de Registro de Marca ante el IMPI, sean reproducidos total o parcialmente en medios impresos, virtuales o electrónicos. Si desea hacer uso de lo aquí publicado deberá solicitar convenio de autorización al periódico. 9211798559 ó a: impactoinformativodelsur@gmail.com Muchas gracias.!!
A %d blogueros les gusta esto: