Actualidad de Impacto

Quemados de incendio en bodega siguen graves; dueños evaden responsabilidades 

Daniel Torres/IIS

El infierno después de un infierno han tenido que vivir las víctimas y sus familiares de quienes resultaron gravemente quemados en el incendio de una bodega en la colonia Héroes de Nacozari.

Hugo Bermúdez Felipe, quien se encontraba laborando al momento de la explosión, tuvo que ser trasladado a la ciudad de Guadalajara, pues su situación es particularmente difícil al presentar quemaduras en más del 80 por ciento de su cuerpo.

Hugo logró escapar envuelto en llamas de aquel trágico acontecimiento.

Ahora él se debate entre la vida y la muerte mientras médicos de la Unidad de Quemados del Centro Médico Nacional de Occidente del IMSS realizan una labor titanica por salvarle la vida.

Su esposa, hijos, padres y hermanos lo acompañan mientras lucha la batalla más difícil de su vida.

La situación no cambia para sus otros dos compañeros, Nexin y Juan Jaime de la Rosa, quienes fueron canalizados al puerto de Veracruz.

Apenas, un par de dias atras ambos disfrutaban de sus familias.

Hoy, luchan por no soltar su último aliento.

Juan Jaime, al igual que Hugo, presenta quemaduras en el 85 por ciento de su cuerpo,  y al momento de ser trasladado los gastos médicos han corrido por parte de sus familiares.

Representantes de la empresa, simplemente se han deslindado de los hechos y no han querido dar la cara ante esta situación, pues además trascendió que la bodega ni siquiera contaba con los permisos pertinentes para establecerse en una zona habitacional.

Al día de hoy las autoridades desconocen cuántas bodegas similares se encuentran establecidas entre zonas habitadas.

Mientras las autoridades correspondientes se empeñan en buscar causas y presuntos culpables,  las víctimas y sus familiares luchan para sobrevivir a este doble infierno.

Deja un comentario